Historias de madres e hijos y Capuccino frappé para refrescarse

/ 07 enero 2016

No hay comentarios
Empezó un nuevo año y como suele suceder –o al menos a mí me pasa-  uno se pone reflexivo. Hoy quería compartirles una reflexión sobre cómo me fueron cambiando algunas ideas desde que soy mamá.
La vida es como un búmeran y no es puro cliché. Cuando somos hijos tenemos distintos ciclos en la relación con nuestras madres. Por ejemplo, de chicos nos prendemos a mamá cual garrapata, la seguimos a todos lados, nos colgamos de su pollera, dejamos que nos vista a su gusto -aunque estemos ridículos- y lloramos al grito de “¡mamáaaaa!”. Al llegar la adolescencia las cosas cambian. Ya no queremos que mamá nos llene de besos ¡y menos frente a nuestros amigos!, odiamos que nos diga “¿cómo vas a salir así vestida?” o el tan mentado “¡llevá saquito!”.
Hace poco estuve viendo la campaña de Awafrut “Las mamás somos así” y además de reírme muchísimo con cada una de las publicidades, me sentí identificada con varias de ellas, especialmente con una que enseguida me trajo el recuerdo de mi madre y las vueltas de la vida: “Mi bebé”
Mi mamá solía referirse a mí como “mi bebé” o “la nena”, ¡aún ya pasados los 30! y yo le decía que no me gustaba que me diga así, y menos frente a otras personas, a lo que ella me respondía “Para mí siempre vas a ser mi nena”. Siempre el mismo cuestionamiento de mi parte, y siempre la misma respuesta de la suya.
Y claro, como les dije al principio, la vida es un búmeran, porque a medida que vamos creciendo nos damos cuenta de que lo que uno consideraba como verdad absoluta en una etapa de la existencia, puede derrumbarse de un momento al otro. Desde que soy madre me encuentro haciendo y pensando muchas de las cosas que le criticaba a la mía. Ahora entiendo eso de que “mi bebé” o “mi nena” va a ser así por siempre, y fantaseo con que nunca llegue el momento en el que mi hija me diga “¡salí mamá!” cuando la quiera llenar de besos, o que se avergüence de mi cuando esté con sus amigos. Pero claro, seguro que eso va a pasar y después le tocará a ella estar de éste lado, y así será por el resto de los días, en las historias de madres e hijos.



Y aprovechando la mención a mi madre, a quien le encantaba el café, les quiero compartir una receta ideal para hacer en veranito y refrescarnos un poco, un Capuccino Frappé. 



Ingredientes
  • 500 cc agua caliente
  • 10 cucharadas Néscafé Dolca Cappuccino
  • 4 cucharadas Leche Condensada 
  • 1 cucharadita canela
  • cantidad necesaria Hielo picado

Procedimiento

Paso 1: Preparar el NESCAFÉ Dolca Capuccino y dejar entibiar.
Paso 2: Colocar en la licuadora la Leche Condensada Nestlé, la canela y parte del hielo.
Paso 3: Verter el capuccino preparado y batir hasta obtener una buena espuma.
Paso 4: Servir en dos vasos, agregar más hielo y coronar con una lluvia de canela.

Más recetas de Nestlé en: Cocina Nestlé

Peceto relleno con ciruelas y panceta

/ 31 diciembre 2015

No hay comentarios
Mi abuela mamama cumplía años el 31 de diciembre, qué fecha para cumplir!, así que aprovecho este post para hacerle un pequeño homenaje compartiendo una de sus recetas. Para cada cena de año nuevo ella solía armar un menú súper completo con varias opciones para elegir. Uno de los platos que hacía, y que a mí me encantaba, era el peceto relleno con ciruelas, porque siempre fui amante de la comida agridulce. Es una receta bastante clásica en Argentina y se puede comer tanto fría como caliente si lo prefieren. Para darle mi toque lo acompañé con una salsita de cerveza que, mezclada con el caldo de la cocción, le dio un toque distinto y renovado al plato. ¡Les paso la receta!


Postre en capas (Trifle)

/ 30 diciembre 2015

No hay comentarios
En las cenas de fin de año uno de los temas familiares suele ser el interrogante del postre. A algunos les gusta el helado, otros prefieren frutas, y están los que no se deciden. Para dejar a todos contentos hoy les propongo que en estas fiestas armen un combinado de sabores en el que cada uno elija qué ingredientes quiere en su copa de postre. Además de satisfacer a todos lo divertido de esa opción es que chicos y grandes van a poder crear el postre a su gusto y de la forma que quieran. En esta receta le sugiero una alternativa que hice en mi casa con base de helado de crema y de dulce de leche, pero pueden usarlo con el gusto que más les guste y acompañarlo con los toppings que quieran. Alguna de las alternativas pueden ser confites de chocolate, otras frutas, pedacitos de brownie, trocitos de galletitas, crema chantilly… ¡A crear!


Ensalada tibia de pollo, cous cous y queso de cabra

/ 23 diciembre 2015

No hay comentarios
Hola! Seguimos con ideas para preparar en las fiestas y esta ensalada se las trae! La combinación de sabores y texturas queda riquísima! El pollo queda súper tierno preparado en la bolsa, no hay forma de que salga seco! Las verduras salteadas tienen un saborcito agridulce que combina bárbaro con el pollo, el queso de cabra y la suavidad del cous cous. Una ensalada ideal para servir de entrada en la mesa navideña o de año nuevo. Claro que también puede ser un gran almuerzo liviano si lo prefieren. Como la quieran comer, queda buenísima! La preparamos?

Peceto frío con relleno de quinoa y salsa de verduras

/ 16 diciembre 2015

No hay comentarios
Una vez más estamos en época de fiestas y vamos pensando en qué cosas ricas queremos comer en la noche de navidad y año nuevo. Como seguramente el calor se haga presente, lo mejor es preparar opciones frías que además de ser riquísimas, son muy prácticas para llevar a la casa de la suegra, la prima o de las personas con las que festejemos. Hoy les propongo un peceto con un relleno bien liviano y rico, para que disfrute toda la familia, desde los más peques hasta los grandes, que queda bien tierno y sabroso por la forma en la que lo cocinamos. Rellenado con quinoa y con una salsa de verduras súper liviana, éste peceto no va a pasar desapercibido en la mesa navideña. Espero que les guste! ¿Lo preparamos?



Pan integral de banana y nuez

/ 01 diciembre 2015

No hay comentarios
Este pan, que en realidad es más parecido a un budín tanto por su textura como por su preparación, es un manjar muy fácil de hacer por lo que podemos pedir ayuda a los más bajitos de la casa. A casi todos los chicos les gustan las bananas así que este pan les va a encantar. Está buenísimo para comer en el desayuno porque los va a llenar de energía y van a quedar satisfechos hasta la próxima comida. En casa fue un éxito y arrancamos las mañanas con todas las pilas para encarar el día, además con el embarazo este pan me viene muy bien para evitar los bajones de hambre, ¡y es mucho mejor que cualquier golosina del kiosco! Es para incorporarlo al recetario cotidiano. ¿Lo hacemos? 

Tarta liviana de puerro y champiñones

/ 27 noviembre 2015

No hay comentarios
Amo hacer tartas! creo que ya lo dije en varias ocasiones. Me encanta porque me parece un plato rico, muy de acá, porque es parte de nuestras costumbres en la cocina. Rendidor, ideal para juntarse y compartir, fácil de hacer, y lo bueno es que hay muchas variables de relleno! Hoy les comparto esta versión de puerro y champiñones, dos ingredientes que me encantan y que juntos son una explosión de sabor! Esta vez no tenía tiempo de hacer la masa, pero quise usar una tapa que sea liviana y rica como la que hago yo, así que elegí la de Mix de semillas de La Salteña, porque es bien sequita, tiene harina integral y el toque de las semillas que nos encanta. Para el relleno, elegí no usar crema, porque quería hacer una tarta liviana, para comer en el almuerzo y sentirme con energía para seguir trabajando! Les comparto la receta, espero que les guste!

© Ponete el Delantal - Blog de cocina. Diseño:Maira Gall.